lunes, 5 de abril de 2010

Y no se pierdan lo de Argentina 66



No hay nitidez en la imagen, pero es mejor no verlo. Eso es lo que hicieron en un Festival benéfico (a beneficio de los organizadores supongo) celebrado en Argentina en 1966...

7 comentarios:

Xavier González Fisher dijo...

Paco: No nos olvidemos de que Rovira nació por esas tierras...

Gómez de Lesaca dijo...

Hace unos días leí, en un libro de Felipe Garrigues (Suspiros de otra España), lo referido a un festejo que tuvo lugar en Belgrado, en el que participó Luis Miguel Dominguín. La descripción que se hace en el libro refleja. algo casi surrealista, disparatado.


Un saludo.

Xavier González Fisher dijo...

De lo de Belgrado, hay un vídeo, dedicado a Luis Miguel y publicado por Achucarro, donde se ven las imágenes de ese asunto y sí, es surrealista -el festejo se realizó en un estadio-, pero resulta curioso ver a los chiquillos, entonces yugoslavos, jugar al toro en las calles, influenciados por la novedad que el hijo de Dominguín les llevó en esos días...

Saludos.

fabad dijo...

Fue el 2 y 3 de Octubre de 1971. Hablaremos

gomez de lesaca dijo...

Leo que fue en el otoño de 1970 y que lo organizó Domingo Dominguín que tenía buenos contactos con la gente de Tito. Lo que cuenta Garrigues es de antología. Dudo que una película de Berlanga hubiese superado todo esto. Y Luis Miguel en medio de todo.

Saludos.

gomez de lesaca dijo...

Debes de tener razón en la fecha pues cito de memoria.

Saludos.

fabad dijo...

Garrigues da esa fecha pero fue en 1971. Garrigues lo novela un poco a través de anecdotas aunque de serio tuvo poco y estando en medio Luís Miguel (y Domingo mucho mas imaginativo que Luís M.) es fácil que resultara divertido.
Como dice Xavier, lo positivo esque los niños jugaran al Toro en la entonces Yugoslavia, pero la realidad es que se vendieron entradas muy por debajo del precio establecido (el triple do lo que valía un partido de fútbol importante). Asistieron unas 3000 personas y cuando el primero cogió a Luís Miguel algunos se fueron horrorizados...
Presidió la corrida el notario madrileño Manuel Amorós González.
Por el frio se había suuspendido en septiembre en dos ocasiones.
Saludos.